Los mejores helados para perros (DIY): recetas que puedes probar este verano

Helados para perros: Las mejores golosinas congeladas para perros (diy)

Cuando sale el sol y sube la temperatura, no hay nada como un bocado helado para refrescarse. Y sin duda, esos ojos de cachorro de tu mascota te incitan a compartir tu helado. Como sabemos, los dulces humanos no son buenos para tu perro, así que cuando hace calor, ¿por qué no prepararle algunos helados para perros?

Aquí están las mejores golosinas congeladas para perros que son fáciles de hacer y serán una receta segura para el éxito este verano.

Antes de empezar

Hay muchos ingredientes -incluidos los procesados- en las golosinas para humanos que no son buenos para tu perro, así que hacer tus propias versiones congeladas de golosinas para perros aptas para perros es la forma más nutritiva y segura de hacerlo. Además, las golosinas congeladas para perros no sólo le harán la boca agua, sino que pueden estar repletas de vitaminas y minerales, y le ayudarán a mantener la calma.

Sin embargo, antes de empezar a preparar las golosinas congeladas para perros, hay que tener en cuenta algunas cosas importantes:

  • Asegúrate siempre de que los ingredientes que utilices en tus golosinas congeladas para perros sean seguras para ellos. Incluso algunas frutas y verduras no se recomiendan para el consumo canino, así que si tienes alguna duda, consulta la guía del American Kennel Club. Evita los productos procesados y, si utilizas mantequilla de cacahuete (que a muchos perros les encanta), asegúrate de que sea segura para los perros y no contenga xilitol, que es un sustituto del azúcar que puede ser tóxico para ellos.
  • Dale a tu perro con moderación. Todos los perros son propensos a ganar peso si se les alimenta en exceso, y darles demasiadas golosinas, con demasiada frecuencia, además de su comida diaria no es bueno para su salud. Ten en cuenta la cantidad de golosinas congeladas que le das a tu perro y, si hace calor, asegúrate de que tenga acceso directo a mucha agua fresca y limpia.

Nuestras mejores recetas de golosinas congeladas para perros

Todas nuestras recetas de golosinas congeladas para perros son rápidas y fáciles de hacer, con ingredientes que se encuentran en la mayoría de las cocinas, y están garantizadas para mantener a tu caluroso cachorro fresco y feliz. También pueden guardarse para esos días calurosos y húmedos, y son perfectas para utilizarlas con una bolsa especial de golosinas para perros.

Helados de yogur para perros

Esta es la mejor “receta de helado para perros”, que le dará a tu perro ese sabor cremoso sin que se le acumulen kilos en la cintura. En lugar de nata que engorda, se utiliza yogur griego descremado junto con sabrosos ingredientes aptos para perros para dar a tu mascota el capricho perfecto para el clima cálido.

Elige si quieres que sea sencillo o añade algunas de sus frutas favoritas y, con nuestros palitos de yogur, tendrás un premio congelado para tu perro.

Ingredientes de la receta

  • 1 plátano grande congelado
  • 2 cucharadas de miel
  • Un recipiente mediano de yogur natural descremado
  • Como extras opcionales se pueden incluir un par de cucharadas de mantequilla de cacahuete, fresas picadas o arándanos.

Método

Corta el plátano congelado en trozos pequeños y mézclalo en un procesador de alimentos con el yogur natural y la miel hasta obtener una textura de batido espesa y cremosa. Añade los ingredientes adicionales y remueve bien.

A continuación, puedes verterlo en bandejas de cubitos de hielo y congelarlo para obtener mini golosinas o verterlo en pequeños vasos de papel e insertar un pequeño hueso de perro de juguete como palo de paleta, antes de congelarlo. ¡Voilà, tienes una alternativa saludable al helado para perros!


Cubitos de mantequilla de cacahuete

La mantequilla de cacahuete, una de las favoritas de muchos perros, funciona muy bien en una golosina congelada y puede utilizarse en una amplia gama de sabrosas combinaciones. Nuestras favoritas son las de mantequilla de cacahuete y jalea y las de plátano y mantequilla de cacahuete.

Sin embargo, es importante asegurarse de que la mantequilla de cacahuete que utilices no contenga el sustituto del azúcar xilitol, que puede ser perjudicial para los perros.


Mantequilla de cacahuete y gelatina

Pica un puñado de fresas y mézclalas con un chorrito de agua antes de verterlas en una bandeja de cubitos de hielo. Una vez congelados, unta una capa de mantequilla de cacahuete sobre cada cubito de fresa para crear esa experiencia de mantequilla y gelatina más sabrosa para tu perrito caluroso.


Congelados de plátano y mantequilla de cacahuete

Otra de nuestras golosinas caseras favoritas para perros, estos congelados son también muy fáciles de hacer. Basta con mezclar un plátano y una cucharada de mantequilla de cacahuete con unos 150 ml de leche de almendras sin azúcar en un procesador de alimentos. Cuando esté suave, viértelo en bandejas de cubitos de hielo y congélalo para obtener unas irresistibles golosinas congeladas de mantequilla de cacahuete para perros.


Kong Congelado Relleno

El siempre popular juguete Kong es el receptáculo perfecto para una fácil golosina congelada para perros y puede rellenarse con toda una serie de sabrosos bocados. Un Kong relleno y congelado puede mantener a tu perro ocupado durante horas y, una vez vaciado, puede seguir utilizándose como juguete.

No cabe duda de que tu perro tiene sus rellenos preferidos para los Kong, pero aquí tienes algunas ideas de recetas que creemos que funcionan especialmente bien cuando suben las temperaturas.

Ingredientes del relleno

Salado – una patata hervida, ½ taza de requesón natural, un puñado pequeño de queso rallado bajo en grasa

Dulce – una taza de yogur natural, una cucharadita de miel y un plátano, ½ taza de mantequilla de cacahuete

Método

Mezclar los ingredientes elegidos en un bol hasta obtener una consistencia suave, y luego introducirlos en el Kong hasta rellenarlo. Alisa la parte superior y mételo en el congelador hasta que esté bien congelado para que sea una golosina para perros de larga duración.


Helado para perros de sandía

Compuesta por un 92% de agua, la sandía es una fantástica golosina para tu perro en épocas de calor y puede ayudarte a mantenerlo hidratado y feliz. Y el sutil sabor dulce de esta fruta le dará algo sabroso que masticar mientras se mantiene fresco. Y lo mejor de esta receta de golosina congelada para perros es que sólo necesita dos ingredientes.

Ingredientes de la receta

  • Sandía en rodajas, sin pepitas ni piel.
  • Y leche de coco.

Método

Tritura las rodajas de sandía en un cuenco hasta que quede una mezcla homogénea y luego añade un chorrito de leche de coco hasta obtener una consistencia espesa pero vertible. Vierte la mezcla en una bandeja de cubitos de hielo y métela en el congelador para obtener suculentas golosinas de sandía para perros.


Bocados congelados de zanahoria y manzana

Las zanahorias y las manzanas son una combinación nutritiva para tu cachorro, ya que le aportan vitaminas y fibra, además de ser un sabroso capricho en un caluroso día de verano. Pero, como con cualquier otro dulce, la clave es la moderación.

Estos bocados son una buena opción para preparar antes de un viaje en coche o de una excursión a la playa; sólo tienes que meter los bocados congelados en una bolsa refrigerada junto con tu picnic y tu perro se llevará una fresca sorpresa a la hora de comer.

Ingredientes de la receta

Esta receta no puede ser más sencilla, ya que se trata de un dulce rápido y fácil para los perros. Todo lo que necesita es una zanahoria y una manzana de tamaño medio.

Elaboración

Pela la zanahoria y, a continuación, pela y descorazona la manzana, asegurándote de que las pepitas y el pedúnculo se han eliminado por completo. A continuación, corta la manzana y la zanahoria en trozos pequeños y bátelos en una batidora hasta obtener una pulpa espesa pero flexible. También puedes añadir un poco de agua si la consistencia es demasiado espesa.

A continuación, introduce una cuchara en cada sección de una bandeja de cubitos de hielo y alisa el exceso antes de congelarlo. El resultado serán unas golosinas congeladas sutilmente dulces y nutritivas que le encantarán a tu perro.

Y esta es una gran opción si prefieres darle a tu mascota golosinas veganas para perros.


Batidos de fresa y plátano

¿A quién no le gustan los batidos? Y si tu perro cree que se está perdiendo este cremoso manjar, echa un vistazo a nuestra receta de batidos de fresa y plátano aptos para perros, para que sus papilas gustativas se deleiten. Esta receta, una alternativa segura a los helados, utiliza yogur griego natural bajo en grasas y es la base de toda una serie de batidos de sabores si tu perro tiene otras frutas favoritas aptas para mascotas.

Ingredientes de la receta

  • 1-2 tazas de yogur griego natural bajo en grasa
  • Un plátano en rodajas
  • ½ taza de leche desnatada (también puedes utilizar leche de almendras sin azúcar o leche de coco)
  • 3 cucharadas de miel.
  • Una cucharada de mantequilla de cacahuete puede convertirlo en un lujoso premio para el perro.

Fruta de tu elección: nosotros hemos utilizado 2 tazas de fresas en rodajas, pero los arándanos, la sandía, el mango o las verduras como la calabaza o las zanahorias funcionan igual de bien.

Método

Una vez preparadas todas las frutas o verduras (peladas y sin semillas, si es necesario, y cortadas en trozos o en rodajas), pon todos los ingredientes en una batidora y bátelos hasta obtener un puré espeso. Puedes añadir un poco más de leche si la consistencia es demasiado espesa, y luego vierte en bandejas de cubitos de hielo o en pequeños moldes de silicona y congela.

Estas deliciosas golosinas congeladas para perros pueden durar en el congelador hasta dos meses, por lo que siempre podrás tener a mano algunas golosinas frescas para perros cuando el termómetro empiece a subir.


Golosinas de caldo de pollo y perejil

Terminamos con una sabrosa golosina congelada para perros que es deliciosa y muy fácil de preparar. Y para tu perro, esa mezcla de sabor a carne y textura fresca y agradable será una forma satisfactoria de mantenerse fresco en el calor del verano. Sírvelo junto a un cuenco de agua fresca o añádelo a él para mantener sus niveles de hidratación.

Ingredientes de la receta

  • 450 ml de caldo de pollo (preparado con pastillas de caldo de pollo reducidas en sal)
  • Un par de cucharadas de mantequilla de cacahuete
  • Un pequeño puñado de perejil fresco.

Método

Empieza combinando la mantequilla de cacahuete y el perejil picado en un bol, y resérvalo. Coge tu jarra de caldo de pollo recién hecho y vierte uniformemente en las secciones de una bandeja de cubitos de hielo, pero llena cada una sólo hasta la mitad. Mételo en el congelador hasta que se cuaje.

Saca la bandeja y vierte en cada cubito la mezcla de mantequilla de cacahuete y perejil para que cada sección esté llena. Vuelve a meterlo en el congelador hasta que esté duro. Estas golosinas congeladas no sólo ayudarán a mantener a tu perro fresco, sino que el perejil ayudará a mantener su aliento fresco. ¡Ganador!

mejores helados para perros (DIY)

Crédito imagen destacada Photo by Lindsay Moe

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Carmen

Carmen

Trabajo ayudando a perros callejeros sin hogar en un albergue. Me encantan los animales en general y me gustaría ayudar con mis artículos a esas personas amantes de los animales.

      ¡Gracias por tu interés!
      Cosas de Mascotas
      Logo
      Enable registration in settings - general
      A %d blogueros les gusta esto: