Mejores comedores de algas de agua dulce para tu acuario

Los mejores comedores de algas de agua dulce para tu acuario

Conocidas por colarse en tu acuario ideal antes de descontrolarse rápidamente, las algas pueden arruinar rápidamente un hogar que de otra manera sería muy cómodo para tus peces. Afortunadamente, hay formas de eliminar naturalmente este azote de tu acuario trayendo a comedores de algas de agua dulce. Capaces de controlar rápida y eficientemente el problema de las algas, hemos investigado a los mejores comedores de algas de agua dulce para tu acuario.

A continuación, respondemos a las principales preguntas sobre las algas en tu acuario, además de ofrecerte una lista completa de peces comedores de algas y peces limpiadores de acuarios que te permitirán sentarte, relajarte y disfrutar de tus mascotas. Todo ello sabiendo que tu acuario está siendo atendido regularmente.

¿Qué son las algas?

Diversas y resistentes, las algas se presentan en una amplia gama de formas diferentes. Las algas marinas, por ejemplo, son un alga común que se puede encontrar casi en cualquier parte del mundo. Debido a que hay tantas variaciones, es difícil reducir una respuesta corta a lo que son las algas, por lo que comúnmente se las denomina en grandes grupos, a pesar de su naturaleza muy diferente.

Mientras que algunas pueden ser multicelulares, otras pueden ser unicelulares. Sin embargo, el principal componente que une a todas las algas es que son capaces de realizar la fotosíntesis y derivan su nutrición de la luz. Si bien algunas formas pueden vivir simbióticamente con otras especies (como las esponjas y los moluscos), en general se acepta que demasiadas algas son perjudiciales para tus peces y peceras.

¿Por qué las algas son malas para los acuarios?

En términos generales, las algas se consideran un síntoma principal de una pecera descuidada. Al mismo tiempo, tener algas es una parte natural del mantenimiento de los peces e incluso puede ser útil en los acuarios establecidos. ¿Confundido? Como todas las cosas buenas, la clave está en la sana moderación.

Mientras que un poco de algas puede ayudar a proporcionar nutrientes adicionales a los peces, así como ayudar a filtrar el agua y mantener los niveles de hidrógeno y CO2 en el tanque, demasiado puede superar rápidamente a tu acuario. Debido a que se reproducen asexualmente – en el sentido de que crecen dividiendo sus células – pueden rápidamente salirse de control.

Al hacer esto, toman más de su entorno de lo que son capaces de devolver. En otras palabras, toman más de lo que pueden dar, una vez que se han desarrollado hasta cierto nivel. Por eso es tan importante mantener niveles saludables de algas usando un comedor de algas.

¿Por qué mi pecera sigue llenándose de algas?

Puede ser frustrante saber que, a pesar de los mejores cuidados, hasta los más finos y caros montajes pueden desarrollar algas. Esto se debe a que las algas se propagan rápidamente a través de esporas, que pueden ser transportadas a través de las tripas de los peces, en las plantas vivas e incluso en los peces nuevos y sanos, sin mencionar que incluso pueden ser transportadas por el aire.

No ayuda que muchas de las esporas microscópicas puedan permanecer inactivas en tu tanque, hasta que las condiciones exactas hacen que se reproduzcan rápidamente, lo que significa que es extremadamente difícil detener las algas.

Además de esto, hay muchas formas diferentes de algas, todas las cuales tienen sus propias preferencias de hábitat. Esto hace que sea aún más difícil detener la propagación de los protistas (un grupo de organismos que no encajan en la categoría de animales, plantas u hongos).

Es por eso que los mejores comedores de algas no son quisquillosos con los tipos que les gustan para su cena, ya que pueden masticar felizmente algas marrones, de pelo verde y verde-azuladas por igual – ¡y más!

¿Cómo puedo evitar las algas sin tener necesitar más peces?

Si no quieres comprar un nuevo pez come-algas para tu acuario, se requerirá mucho mantenimiento. Dado que las algas pueden descomponer tu equipo de filtrado, así como afectar rápidamente a la biodiversidad de tu acuario, se requiere una limpieza regular y mucho trabajo – y nada de esto asegurará que tus algas se mantengan en niveles saludables de la misma manera que pueden hacerlo los comedores de algas de agua dulce.

La mejor manera de combatir las algas sin peces limpiadores de acuario es averiguar qué tipo de peces tienes, en primer lugar. Algunas algas se propagarán cuando haya un aumento de los niveles de fosfato en el agua (normalmente causado por la sobrealimentación) o altos niveles de nitratos. Otras son causadas por bajos niveles de nitratos o simplemente por una mala circulación. En pocas palabras, se pueden evitar las algas en el acuario trabajando duro para mantener el medio ambiente final.

La buena noticia es que casi siempre puedes deshacerte de las algas dañinas y frenar el crecimiento de las algas a través de medidas totalmente naturales. Esto significa que nunca debes añadir productos químicos potencialmente dañinos al limpiar y ajustar tu pecera, para que se adapte mejor a las necesidades de tu propia instalación.

¿Las luces LED para acuarios causan algas?

Los LED pueden ser una parte esencial de tu acuario, ya que una iluminación adecuada afecta a la salud de tus peces. Desafortunadamente, el crecimiento de algas puede ocurrir sin importar el tipo de iluminación que utilices (ya sea luces fluorescentes estándar o LED), porque los diferentes niveles de iluminación proporcionan suficientes cambios ambientales para fomentar el crecimiento de diferentes algas.

La forma de combatir las algas con iluminación dependerá del tipo de algas que tengas. Por ejemplo, las algas marrones prosperarán con una iluminación de bajo nivel, lo que significa que puedes aumentar el brillo de tus lámparas, o cambiar los ciclos de iluminación, para ayudar a combatir esto.

Sin embargo, las algas de pelo verde son causadas por demasiada luz, lo que significa que tendrás que cambiarlas a ciclos de luz más cortos o disminuir el brillo para combatir el crecimiento de estas algas.

¿Qué tipo de algas son buenas para las peceras?

Las algas de pelo verde y las algas marrones son los mejores tipos para tener en tu acuario (aunque, de nuevo, la moderación es absolutamente esencial para que los niveles de algas sean saludables), para la mayoría. Estos tipos son excelentes para filtrar el agua y eliminar del tanque cualquier toxina dañina que pueda estar presente.

¿Los caracoles comen algas?

Muchos caracoles de agua dulce pueden vivir en armonía con las algas porque son capaces de digerir muchos tipos diferentes. Sin embargo, hay algunos caracoles que comen algas que se adaptan mejor a diferentes entornos, y no todos los caracoles serán buenos para tu instalación. Nombramos algunos de los mejores en nuestra lista de los mejores comedores de algas, a continuación.

Los mejores comedores de algas y peces limpiadores de acuarios

Ahora que ya conoces los fundamentos de las algas y ayudas para reducir el nivel de algas presentes en tu tanque, es hora de echar un vistazo a los mejores comedores de algas de agua dulce. Ten en cuenta las condiciones que cada una de estas opciones requiere, ya que esto te ayudará a decidir sobre los peces y caracoles comedores de algas adecuados para tus necesidades.

Crossocheilus oblongus

Además de verse muy bien en tu acuario, el Crossocheilus hace exactamente lo que su nombre sugiere. Son incansables en su incesante búsqueda de todas las cosas referentes a las algas y son también un fantástico pez limpiador de acuarios, ya que también aspiran los restos de comida. Por lo tanto, estos pequeños también trabajan para asegurar que tu acuario permanezca limpio por más tiempo, así como para ayudar a mantener buenos niveles de minerales en tu agua.

Ten en cuenta que estos peces comedores de algas pueden llegar a ser bastante territoriales, por lo que mantener los números bajos es clave. Esto no sólo asegurará que no haya peleas, sino que también significa que la cantidad de algas y sobras que se coman se mantendrán en niveles beneficiosos. También son excelentes nadadores (y saltadores), así que necesitarán un acuario lo suficientemente grande para permanecer felices, y tendrás que vigilarlos cuando levantes la tapa de tu acuario.

Estos chicos prosperan en agua con altos niveles de oxígeno y temperatura del agua que se establece alrededor de la marca de 25ºC (77°F). Crecerán hasta 5 cm (2 pulgadas) de largo y generalmente están muy contentos con la mayoría de los tipos y especies de peces.

Caracol Nerita

Uno de los principales contendientes en los caracoles comedores de algas, el Nerite es conocido por su caparazón rayado y por lo tanto son relativamente fáciles de detectar en tu acuario. Estos tipos tienen un enorme apetito, por lo que tendrán un deseo interminable de comer algas que a menudo son muy difíciles de eliminar de tu acuario, como las algas de punto verde.

A pesar de sus caparazones duros – que requerirán un agua dura, con un Ph de 7 o más para su mantenimiento – estos tipos pueden ser fáciles de recoger para los peces depredadores. También son propensos a salir de sus tanques y les gusta dejar sus huevos en casi todas partes.

La buena noticia es que, si tienes un tanque particularmente grande, pueden producir muchos amigos para ayudar a limpiar tus algas. También son excelentes para barrer el sustrato, ya que también son alimentadores de fondo.

Caridina multidentata

Disfrutando de la vida en grupos de 3 o 4, el Camarón Amano es una pequeña y agradable adición a tu equipo de limpieza. Se alimentarán felizmente de la mayoría de las algas, pero también son comedores entusiastas, que felizmente masticarán los restos de comida de los peces – a veces en su detrimento, ya que pueden llegar a estar demasiado llenos para hacer su trabajo de comer algas a veces.

El Camarón Amano es una pequeña adición útil a los acuarios con un rango de pH medio de alrededor de 6-7, aunque prefieren aguas más cálidas de alrededor de 22-26ºC (72-79°F). Necesitarán una pecera con muy pocas plantas, ya que los niveles excesivos de cobre pueden causar daños. Por lo demás, son bastante adaptables y crecen hasta alrededor de 5 cm (2 pulgadas) de longitud, lo que hace que sean muy fáciles de cuidar.

Farlowella acus

Los Farlowellas se conocen a menudo como peces chupadores de agua dulce, gracias a su capacidad de aspirar y su inclinación a adherirse a las paredes del tanque mientras comen algas. Sin embargo, la Farlowella acus, probablemente pasará la mayor parte del tiempo en el suelo del tanque aspirando algas y restos de comida.

Disfruta de un tanque que está entre 22,7-26ºC (73-79°F) y puede crecer hasta 5 pulgadas, o 20 centímetros, de largo. Sus cuerpos naturales de color marrón y bronceado pueden ser difíciles de detectar a veces, aunque su larga cola es fácilmente identificable. También disfrutan de tener muchos lugares para esconderse, así que muchas plantas o madera de pantano son preferidas en sus tanques.

Una vez más, estos tipos son comedores entusiastas, por lo que se necesitan muy pocos, incluso en los grandes tanques. También son muy dóciles y se llevarán bien con la mayoría de sus compañeros, aunque esto los hace fáciles de recoger para otros, como el Barbo o los Cíclidos.

Caracol Ramshorn

Para esas peceras con muchas plantas, el caracol Ramshorn es ideal. Estos tipos ignoran mayormente las plantas en favor de las algas, y también son propensos a comer huevos de peces y restos de comida, lo que los convierte en un gran todo terreno como caracol de limpieza de acuarios.

Creciendo hasta un máximo de 2cm, el caracol Ramshorn limpiará felizmente tu pecera, así como cualquier decoración o rocas que tengas. Aunque, como con otros caracoles, debes tener en cuenta que los peces depredadores disfrutarán comiendo estas adiciones a tu tanque.

Fáciles de detectar por su forma de cuerno de carnero (de ahí su nombre), estos caracoles necesitarán agua dura y tibia con un Ph de 7 o más para mantener la densidad de sus caparazones.

Neocaridina davidi

La Neocaridina es fácil de localizar, gracias a su color rojo brillante, y puede ser fácilmente buscado en la mayoría de las tiendas de mascotas locales. Su pequeño tamaño los hace ideales para llegar a esos puntos difíciles de alcanzar que muchos otros peces comedores de algas no pueden alcanzar, así como para esconderse de los peces depredadores. Esto los hace una gran opción para acuarios más diversos.

Estos tipos comen la mayoría de las algas, así como cualquier sobrante de comida, lo que los convierte en una gran elección como camarones de limpieza de acuarios. También son muy fáciles de criar, así que vigila su número si no quieres criarlos.

Pensamientos finales

Aunque tener peces que comen algas es siempre un gran beneficio para tu acuario, recuerda que también necesitarán adaptarse a la configuración con la que tú y tus peces actuales estéis contentos.

Añadir incluso los mejores comedores de algas no ayudará mucho si estas nuevas adiciones no están contentos con las condiciones de tu pecera, así que busca las similitudes, para elegir el comedor de algas adecuado para tus necesidades.

Mantente informado de los nuevos artículos y noticias de nuestra web.

Invalid email address
Nuestra puntuación
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

"Esta publicación incluye enlaces de afiliados con los cuales esta web recibe una pequeña comisión sin costo adicional para ti si realiza una compra. Esto nos permite darte contenido de calidad de forma gratuita".Última actualización el 2020-10-30 / Imágenes de la API para Afiliados

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

      Deja un comentario

      Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

      ¡Gracias por tu interés!
      Cosas de Mascotas
      Logo
      El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado